domingo, junio 24, 2007

Las nuevas aventuras de “la nueva”

Tengo un nuevo trabajo y la verdad no se que pensar acerca de el… no se si me gusta. Me han hecho mil exámenes médicos, me han sacado sangre, me han desnudado y puesto una batita azul, han visto mis huesitos, me han medido y pesado, me han apachurrado la panza y me han dicho que mi vista no es tan buena como yo pensaba. Pareciera que la quieren a uno para comérsela y no para emplearla. Aun no he conocido a muchas personas que digamos, a decir verdad no he visto a mucha gente, me la he pasado encerradita en aquella oficina que me asignaron, pero es tan seria y silenciosa… creo que apenas hoy me doy cuenta que soy todo lo contrario a lo serio y silencioso. En estas instalaciones todo funciona con gaffetes mágicos y en cada puerta hay un lector láser y pues como es obvio si no tienes uno de esos gaffetes mágicos , pues no abres ninguna puerta… así que ahí esta la Marce esperando a que a alguien se le antoje ir al baño o a comprar un bubulubu en la maquinita para que salga de la oficina y poder entrar, tampoco se donde esta nada ni quien es quien y aun no me dan una lap para trabajar y no tengo Internet, soy “la nueva”, “la diseñadora”, “la muchachita”. El atuendo, jamás había sido tan formal en toda mi vida… no se si me gusta ser formal, creo que yo soy todo lo contrario a formalidad… Extraño el Messenger… era mi único contacto con el mundo exterior, mi única vida social… (Bueno, no es para tanto basta de tanto violín, ¿no?) jajaja a todo se acostumbra uno (dice mi mama) … Hay que verlo por el lado amable (dice chespirito) ahora tendré prestaciones y un puesto así con nombre formal y todo el rollo, cargare un portafolios y bolearan mis zapatos a diario (bueno, eso no, pero estaría chido) esto no es una mala vida, esto esta padre, esto es lo que quieren muchos… ¿no? pero aquí no se puede uno echar una chela pa relajarse o hacer como gallo para reír como tonto o ir en converse o acostarte un ratito en el futon porque te duele la espalda o postear si se te ocurre algo …

6 comentarios:

webita dijo...

lo peor peor peor de la ropa formal es que hay que plancharla! pero ps ni pez, a algunos nos toca. Tu echale ganas Marce, al cabo luego que tengas tu afore vas a ser feliz... o bueno, eso dice el cochinito de la pagina de consar.

aLe dijo...

jajaja lo mismo dijo Marce ayer:
Lo malo de la ropa de vestir esque hay que plancharla!! jajajajaja

Bery dijo...

Felicidades por el nuevo trabajo. Ya tendras tiempo de ver si te gusta o no y si es realmente lo que quieres hacer y el lugar en donde quieres estar. Yo trabaje tambien en un lugar de esos donde tiene uno gafetes magicos y era un horror, el dia que se olvidaba mesmamente tambien estaba a ver quien pasa para que te abra, a veces te quedas afuera y otras adentro y se siente uno vigilado porque te sacan a que hora saliste a que hora entraste por cual puerta y asi ni como contar cuentos, etc. etc. Not good!! Y si a todo se acostumbra uno, ya al rato que agarres confianza y el halles el moviemiento ya puede uno hacer barbaridades y darse uno sus mañas.

Felicidades otra vez y saludos!

Igualito Nava dijo...

Uno que es pobre y que tiene que trabajar toda su vida, debe intentar estar lo más cómodo posible y lo más agusto en el trabajo, si no te gusta ese, consiguete otro, no creo que sea lo que todos quieren... todos quieren dormirse un ratito en el futon...

Labris* dijo...

ijole, nunca nunca me habia sentido tan identificada con un post acerca del trabajo, yo acabo de salir de uno donde todos los dias tenía que ponerme tacones y pase a otro donde no hay messenger, ni lap tops, ni internet y nadie habla =(.. que triste que es.

Ricky_Ramirez dijo...

No tiene porque ser asi, uno le da el estilo a las cosas.

Por ejemplo donde trabajo todo es... reglas y formatos y certificaciones; en teoria me contrataron para diseñar software pero al parecer es lo ultimo que kieren que hagas con tanto papeleo.

Por eso he hecho la lista de los papeles puramente indispensables, todos los demas me los paso por el arco del triunfo y asi me queda mas tiempo para hacer lo que mas me gusta (aunque suene endiabladamente nerd) analizar/diseñar/probar sistemas de software electronico.